Una de las primeras cosas que salta por los aires los días que el estrés supera a las ganas, son las rutinas de desmaquillaje y limpieza de cutis.

Aunque pueda parecer una tontería, dejar el maquillaje toda la noche en la piel tiene una serie de consecuencias, que van, desde el más simple enrojecimiento o un pequeño granito, hasta la aparición de intolerancias o alergias a los cosméticos.

Esto ocurre, porque, tal y como explican los expertos, en la piel se va acumulando a lo largo del día todo tipo de partículas procedentes del entorno, además de las células muertas que el cuerpo libera durante las horas de descanso de la noche. Por ello, si no se llevan a cabo una buena limpieza diaria, esos restos se van acumulando, y van taponando los poros de la piel, convirtiéndose en una barrera antinatural para que el cuerpo expulse las sustancias nocivas.

Consecuencias de no tener una buena rutina de desmaquillaje y limpieza del cutis

A pesar de que hay cientos de consecuencias que puede tener no desmaquillarse al finalizar la jornada, aquí os dejamos una lista de las más recurrentes.

  • Aparición de acné. El maquillaje, más todas las partículas que la piel va acumulando a lo largo del día, acaban formando una especie de película en la piel, impidiendo que esta respire correctamente, y taponando los poros, formando así la aparición de los molestos granitos.
  • Inflamación. Cuando abusás del maquillaje y de los productos con un alto número de sustancias nocivas, estos no dejan actuar a la piel como barrera de los agentes externos, por lo cual lleva a una inflamación y aparición de piel escamosa. Una manera de evitar esto, es utilizar cosméticos seguros.
  • Envejecimiento prematuro. Los contamintantes ambientales, sumados al maquillaje, si no es retirado a tiempo se acumulan en la piel, se filtran en los poros y acaban rompiendo la elastina y el colágeno que le dan a la piel una sensación de elasticidad y juventud.
  • Fragilidad de pestañas. Los ojos son un punto importante que tener en cuenta para desmaquillar, se debe usar un producto específico para hacerlo sin dañarlos. Si no se limpian de manera efectiva, las pestañas se vuelven frágiles y pueden quebrarse.
  • Aparición de Orzuelos e infecciones cutáneas. Estas consecuencias ya son más graves. Las partes más frágiles del rostro (ojos, y boca) necesitan un cuidado especial, y, por lo tanto, una atención extra a la hora de desmaquillarse. Si no se realiza correctamente, además de los poros, pueden obstruirse las glándulas que hay alrededor de los ojos, y aparecer orzuelos. Otro punto importante, son las heridas abiertas, como cortes o granitos, tan comunes en invierno, que son foco de infección.
  • Aparición de intolerancias, dermatitis y alergias. Si no se cuida bien la piel, se abusa de los cosméticos y no se limpian de manera correcta, esto puede llevar a la aparición con el tiempo de problemas graves, como intolerancia o alergias a los componentes del maquillaje o dermatitis.

Por todo esto, es tan importante el tener una buena rutina de desmaquillaje diaria, además de acompañarla de limpiezas y cuidados más específicos cada cierto tiempo, hay que recordar que ¡piel solo tenemos una!

Conocé más sobre Revista ClubHouse. 

Deje su respuesta

Please enter your comment!
Por favor introduzca su nombre